Homosexuales en Israel ( 610 - 666 )



Dentro del mundo del arte, las ciencias, la política, milicia y religión hay homosexuales destacados, y siempre fue así desde los tiempo inmemorables hasta nuestro días: Alejandro Magno, Sócrates, Leonardo, Oscar Wilde, Abrahám Valdelomar, Tchaikovsky, y  Dalí, tan solo son unos ejemplos de que se puede ser genial y "pecar" por el orto.

Personalmente soy heterosexual (solo relaciones con el sexo opuesto) y monógamo (solo con mi esposa), pero no me siento superior por ello, guardo gran respeto y admiración por muchos homosexuales y bisexuales, no creo que sea un "pecado". Reflexionando sobre ello, me puse a pensar: ¿Cual será el país donde menos tolerancia exista contra los gays y lesbianas? Israel fue una respuesta, pero hay varias naciones que aborrecen ese comportamiento, todas ellas creyentes en "Dios". Irak, Iran, Paquistán ...            
   
Recuerdo que el primero de agosto del 2009 un enfermo con un rifle de asalto M-16 entró a un local de gays en Israel y disparó a quema ropa contra gente desarmada. Líderes de la comunidad homosexual describieron el ataque como el peor crimen homofóbico jamás registrado en Israel. La policía solo atinó a cerrar temporal todos los centros gay de Tel Aviv, eso para evitar más derramamiento de sangre.

"Ni en nuestras peores pesadillas hubiéramos imaginado que el odio contra nuestra comunidad, que no hace daño a nadie, llegara tan lejos", comentó el presidente de la asociación nacional de gays y lesbianas de Israel, Mike Hamel.

El corresponsal de la BBC, Risto Pyykkö, explicó que Tel Aviv es una ciudad progresista y un destino turístico para homosexuales de todo el mundo, pero, también dijo Pyykkö, que en otras ciudades israelíes los gays son muy a menudo víctimas de la discriminación.

"En muchas partes de Israel, los homosexuales se enfrentan a la oposición y en algunas ocasiones a manifestaciones violentas", agregó un corresponsal de la BBC. En 2005, un judío ortodoxo apuñaló a tres participantes en el desfile del Orgullo Gay. Luego fue condenado a 12 años de reclusión.

Creo que a los homosexuales hay que aceptarlos y quererlos sinceramente como parte de la sociedad, tal vez les choque un poco al comienzo, uno siempre tiende a despreciar, incluso odiar, lo que no comprende, pero, ante las pruebas que nos da la historia, debemos entender que hay mucha gente valiosa dentro de esa opción sexual, incluso para el progreso de toda la humanidad.



---------------------------------------------------------------

Solo hay un consejo para aquellos que no quieran ser homosexuales:
¡No te dejes tocar!